Verano y primeros auxilios: cómo puedes prevenir una intoxicación alimentaria

Men suffer from food poisoning

¡Hola a todos y todas! Hoy en nuestra Zero app seguimos dando importantes consejos que es imprescindible conocer en esta época del año. Ahora es el turno de cómo prevenir una intoxicación alimentaria. ¡Vamos allá!

Normalmente, durante el verano es muy común que escuchemos en las noticias algún caso de intoxicación alimentaria. Precisamente es en los meses de estío, y por consecuente de mayor calor, cuando la conservación de la comida se vuelve un tema crítico y crucial para nuestra salud. Con este problema, es importante señalar que una intoxicación alimentaria se puede producir tanto fuera como dentro de casa. Los casos por intoxicación de alimentos no son exclusiva de restaurantes, bares y chiringuitos de playa, sino que también nos obliga a todos nosotros a seguir una serie de consideraciones para evitar que nuestra comida empeore su estado con el calor. Y aún más cuando somos asiduos a pasar todo el día en el mar o en la piscina.

Por tanto, ¿qué normas debemos seguir para evitar sufrir una intoxicación alimentaria durante los meses de verano? Lo primero que tenemos que tener en cuenta es la temperatura a la que almacenemos la comida. La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) señala que un gran número de bacterias se reproducen con facilidad con una temperatura de 37 grados. De manera que para evitar un deterioro de la comida, la organización establece que los alimentos que demanden de refrigeración se deben conservar a una temperatura inferior a los 5 grados. ¡Sigamos apostando por la tradicional nevera azul para pasar el día fuera de casa!

Seguidamente, la organización española recomienda realizar una correcta limpieza de los alimentos que vayamos a consumir antes de cocinarlos. Al mismo tiempo, se recalca la necesidad de evitar largos periodos de tiempo entre la preparación y la ingesta de esos alimentos, y se aconseja cocinarlos al menos a 65 grados durante un mínimo de 2 minutos. Por último, es importante evitar la “contaminación cruzada” de los alimentos. Para ello, debemos separar la comida cruda de la cocinada y revisar el contacto que hagamos con superficies o utensilios de cocina que, en cualquier caso, siempre deberán estar limpios.

Si todos nosotros seguimos estas normas, mantendremos las bacterias a raya e impediremos que estén presentes en nuestra comida (o por lo menos, conseguiremos que hagan un acto de presencia mínimo que no dañe nuestra salud).

¡Ahora es tu turno! Comparte con todos los compañeros y compañeras otras maneras de conservar correctamente la comida durante el verano. Porque recordemos que ¡una alimentación sin riesgos es una apuesta segura!

Source link

Sé el primero en comentar en «Verano y primeros auxilios: cómo puedes prevenir una intoxicación alimentaria»

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*